BANNER_SOCI_02.jpg

Taller de Espeleo: Vela de calor

Sábado, 13 Octubre 2007 12:06 Apuntes técnicos

Vela de calor
Uno de los cambios más significativos en los últimos tiempos en la práctica de la espeleología ha sido el de la iluminación. En un periodo corto de tiempo se ha pasado de la magnifica luz que proporciona el carburo a la triste luz de de los leds. Cada día es más difícil encontrar carburo y el avance y perfeccionamiento de los fabricantes hacen que este cambio se haga imparable. Si bien es cierto que se ha perdido en calidad de luz, también es cierto que se ha ganado en comodidad, ligereza y sobre todo en limpieza. Los románticos que añoramos el olor a carburo nos tendremos que adaptar a los nuevos tiempos.

Uno de los inconvenientes de este cambio ha sido el perder una importante fuente de calor y que en más de una ocasión hemos utilizado. ¿Quién no se ha calentado las manos con la carburera en una espera?

Todos aquellos que nos hemos reciclado en iluminación debemos de ser consciente de que junto a la indispensable manta térmica necesitamos una fuente de calor externa, por si nos vemos en la necesidad de resguardarnos bajo la manta en forma de poncho o por si tenemos que montar un punto caliente para un compañero herido. He visto que algunos llevan una pequeña vela, pero que con el uso, los golpes y la humedad termina inutilizada. La mejor opción es fabricarse una vela de calor, fácilmente de hacer esta queda protegida de los golpes y de la humedad y nos puede servir para llevar un pequeño kit de emergencia.



Hacer velas espeleologia 1 No es lo que parece, no vamos a montar una cena cutre con velitas.
Con un par de velas y un par de latas con tapa (en este caso de paté) es suficiente, de paso
aprovechamos el trabajo y hacemos otra vela de repuesto o para regalarsela a algún colega.






Hacer velas espeleologia 3 En una sartén, cuenco o al baño Maria derretimos las velas







Hacer velas espeleologia 4 Previamente nos untamos un par de rebanás de paté y lavamos la lata.

Aprovechamos la mecha de las velas derretidas. Es conveniente liar esta mecha en un alambre fino
para darle forma, y para que al usarla, la mecha se mantenga en una posición erguida cuando la
cera se derrita por efecto del calor.



Hacer velas espeleologia 5
Una vez vertida la cera derretida en la lata, aprovechamos para impermeabilizar unas cuantas cerillas
sumergiendo la cabeza de estas en la cera derretida y esperando a que endurezca





6 A la tapa le pegamos en la parte interior un trozo de lija fina. Con esto y las cerillas impermeabilizadas
nos ahorramos el llevar un mechero que siempre termina mojándose.






Hacer velas espeleologia 7Podemos aprovechar el hueco para llevar unas pastillas de emergencia, en mi caso llevo
2 Nolotil (Analgésico) y 2 Voltaren (Antimflamatorio)




Todo entra perfectamente y se encuentra a salvo de humedad y golpes



Hacer velas espeleologia 8 Si la tapa encaja bien no es necesario, pero se puede rematar con un poco de cinta americana.


Es todo, de una forma fácil podemos llevar con nosotros una fuente de calor en nuestro equipo personal. Solamente desearos que nunca tengáis que utilizarla.
 
 
Luis Martinez de Tejada Moreno
www.espeleomalaga.com
Share it
pinterest